Новини (Одна стаття)

Fuente www.ukrinform.es Publicado 12-03-2019
Familiares de los marineros cautivos piden la ayuda del mundo (Vídeo)

El lunes, 11 de marzo, Natalia Mokryak, madre del teniente cautivo, Roman Mokryak, y Olga Oprysko, hija del marinero primero de la Armada de Ucrania, Andriy Oprysko, intervinieron en la sede de la ONU pidiendo al mundo que se uniera con Ucrania y ayudara a liberar a los prisioneros ucranianos.  

Así lo informa el corresponsal especial de Ukrinform.  

"Para nosotros es otra oportunidad de dirigirnos a la comunidad internacional y contarle primero, nuestra historia personal, y en segundo lugar, la verdad, que, por desgracia, no siempre es fácil de presentar", explicó Olga Oprysko en un comentario a Ukrinform.  

Señaló que su discurso en la ONU es otra oportunidad para recordar la situación en Ucrania.  

"Este es un asunto político, porque nuestra única herramienta es una comunidad internacional", añadió.  

A su vez, Natalia Mokryak señaló que el evento es necesario a fin de que más personas fueran conscientes de la situación que enfrentaba no sólo si hijo y otros marineros capturados de la Armada, pero todos los demás prisioneros detenidos ilegalmente en Rusia y los territorios temporalmente ocupados de Crimea y Donbás.  

Mokryak también instó al mundo a recordar que la guerra entre Ucrania y Rusia continúa en el este de Ucrania por quinto año consecutivo.  

Oprysko dijo que "incluso un pequeño mensaje publicado o compartido en Facebook puede convertirse en aquella última gota que ayude a que nuestra gente regresara a casa", e instó a los ucranianos a no olvidarse de los prisioneros. 

Mokryak señaló que "no se debería olvidar de su gente" es un lema con el que todos los ucranianos expresan su solidaridad.  

"No nos olvidamos de nuestra gente. Este es un eslogan para todos nosotros hoy, para todos los ucranianos", dijo.  

Como se informó, el 25 de noviembre de 2018, los barcos de guardias fronterizos rusos cerca del estrecho de Kerch capturaron tres buques ucranianos que realizaban una travesía planificada de Odesa a Mariupol, así como a 24 marineros. Actualmente se encuentran en el centro de detención de Moscú. Todos se declararon prisioneros de guerra.  

El 18 de diciembre de 2018, la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó una resolución sobre la militarización de Crimea  por una mayoría de los votos, expresando su profunda preocupación por "un ataque injustificado contra barcos ucranianos, las lesiones y la captura de sus tripulaciones", pidiendo su liberación inmediata.  

El 20 de febrero de 2019, el presidente de Ucrania, Petró Poroshenko, entregó al secretario general de las Naciones Unidas, António Guterres, una carta colectiva en la que se le pedía que luchara por la liberación de los rehenes del Kremlin. 

AV